martes, 15 de abril de 2014

COLOMBIA: CRECE POLÉMICA POR SUPUESTA RELACIÓN DEL GENERAL PALOMINO CON GRUPOS NEONAZIS

el espectador
Gran controversia ha generado un artículo periodístico en el que se relaciona al director de la Policía Nacional, general Rodolfo Palomino, con líderes de grupos neonazis en Bogotá.
De acuerdo al portal Las 2 Orillas, el director de la Policía habría sostenido una 'conveniente' amistad con Alfredo Devia, uno de los máximos líderes del movimiento Tercera Fuerza y quien fue asesinado el pasado primero de abril al sur de Bogotá, en inmediaciones al barrio Santa Isabel. (Lea: Asesinan líder neonazi en Bogotá)

La supuesta relación se habría extendido incluso, a entrenamientos y ejercicios de adiestramiento de miembros de Tercera Fuerza –organización reconocida por promover la ideología Nazi en Bogotá– con uniformados de la Policía Nacional, conforme a lo expuesto por el medio de comunicación.

“Devia alardeaba cada vez que él y sus camaradas eran detenidos porque podían quedar en libertad con una sola llamada. De hecho, hay registro de miembros de su movimiento entrenando con integrantes de la Policía Nacional en los cerros de Monserrate en el sitio conocido como ‘Los tanques del silencio’ junto a la escuela de carabineros”, sostiene el portal Las 2 Orillas.

El artículo también hace referencia al lema de la Policía ‘Dios y Patria’, siendo la misma consigna con la que presuntamente habría nacido el movimiento Tercera Fuerza en la ciudad de Pereira a mediados del siglo XX.
Por su parte, el general Rodolfo Palomino desmintió lo expuesto por el medio, negando cualquier tipo de vinculación con Alfredo Devia y solicitando una rectificación por parte del portal.

“No es cierto, como trata de insinuar la publicación, que el suscrito (General Rodolfo Palomino) haya tenido vínculo cercano o relación de amistad con el señor Alfredo Devia, líder de un grupo autodenominado neonazi (…) Hace 122 años, desde su fundación, Dios y Patria es el lema de la Policía Nacional. La institución rechaza que de forma mal intencionada terceros utilicen nuestro lema para asociar a la Policía con tribus urbanas”, sostuvo el director de la Policía a través de un comunicado de prensa.

Palomino señaló que nunca se ha vinculado a integrantes del movimiento Tercera Fuerza en programas de entrenamiento y capacitación policial, por lo que invitó al autor del artículo y al medio a rectificar la información.

1 comentario:

  1. La Policia Nacional colombiana no solamente ha alentado este tipo de grupos sino que ha sido ejecutora y parte del problema en cuanto a la violencia ejercida contra los sectores sociales más vulnerables. Nunca se ha hecho un seguimiento de la verdad de esta institución que tiene un carácter militar y paramilitar en Colombia y hace parte de las políticas de seguridad nacional que aún perduran. Ahora se quiere hacer aparecer solamente a algunos individuos en vínculos con la política de desposesión, exterminio y control social que ha sido ejercida desde el poder en Colombia como estrtegia trazada desde el Comando Sur y el Pentágono con respecto a hacer de Colombia el Israel de Suramérica. La policia ha sido la guardia del paramilitarismo y un aparato de información e inteligencia para sus acciones. Ha sido también el cómplice de sus acciones y el contribuyente para que los empresarios, narcos y todo tipo de criminalidades se asociaciaran, o sino adónde se ejerció el poder paramilitar sino en lugares en donde la policía actuaba. Además, fue el ejecutor de las acciones de limpieza social, mírese por ejemplo los asesitos de indigentes, drogadictos y otras personas segregadas, que eran considerados dentro de la filosofía de dicha institución como "desechables". La policía colombiana ha sido en última el más grande aparato paramilitar del país y por ende ligado a todos los sectores más reaccionarios y fascistas. Esto ha sido ancestral. En 1986 el obispo Dario Castrillón Restrepo, de Pereira, denunciaba que en esa ciudad habían sido asesinados mil quinientos indigentes durante 1986 y que la policía tenía que vr con el caso. ¿Se hizo seguimiento o investigación del hecho? o los miles más que han sido asesinados día a día y cuyos datos nunca se saben y que aparecen a las orillas de los caminos, en los guettos de indigencia, debajo de los puentes,etc. O las masacres de jóvenes en barrios de ciudades como Bogotá, Medellín, Cali, Buenaventura, Florencia, Pereira, entre otras?

    ResponderEliminar